La Enciclopedia Libre Universal en Español dispone de una lista de distribución pública, enciclo@listas.us.es

Revolución de las telecomunicaciones en el siglo XX

De la Enciclopedia Libre Universal en Español
Saltar a: navegación, buscar

El desarrollo de las telecomunicaciones ha sido decisivo para la sociedad actual. Para su desarrollo han sido necesarias las teorías de la mecánica cuántica. Las telecomunicaciones han servido de escaparate y [publicidad] del desarrollo del mundo tecnificado.

La historia de las telecomunicaciones tiene varios hechos importantes.

Las redes de comunicación son cada vez más rápidas y tupidas. La invención de los circuitos integrados, el ordenador, los satélites artificiales y la fibra óptica han permitido una auténtica revolución de los canales de comunicación. Hoy en día es posible enviar mensajes a cualquier parte del mundo utilizándolos.

A comienzos de los años 90 se difunde el teléfono móvil celular, que permite que cualquier persona pueda enviar mensajes desde cualquier parte del mundo. En noviembre de 1998 se pone en marcha Iridium, un sistema de satélites que permite la utilización del teléfono móvil desde cualquier parte del mundo.

Pero dos son los electrodomésticos que llevan la información a los hogares: en la primera mitad del siglo la radio, y en la segunda la televisión. Ambos, en su época, son la fuente principal por la que se recibe la información de todo el mundo, y a todas horas. A través de ellos llegan los modelos de convivencia de otras culturas, pero también la superioridad nacionalista del emisor. Esto implica un aumento de la tolerancia, pero también un incremento de las posturas intransigentes o, en el mejor de los casos, paternalistas. En 1941 la radio mantiene informado a todo el mundo de la batalla de Inglaterra. En 1963 la televisión divulga por todo el mundo las imágenes del asesinato de Kennedy, y el 20 de julio de 1969 de la llegada del hombre a la Luna, en directo. En 1991 la televisión por cable se convierte en protagonista al retransmitir casi en directo la guerra del Golfo. Y en 1998 Internet gana la partida a todos los medios al divulgar en un tiempo récord, y sin censura, el informe del fiscal Starr sobre las relaciones sexuales del presidente norteamericano Bill Clinton con Mónica Lewinsky.

Los dos, pero sobre todo la televisión, son esenciales para el mantenimiento de la sociedad de consumo de masas, ya que son el vehículo principal por donde llega la publicidad, y el más efectivo. Las redes de comunicación y las bases de datos multiplican las posibilidades de informarse. El problema que se plantea es el de la selección de la información, la filtración de la información bruta. El bombardeo masivo de información puede convertirse en desinformación, o en esclavización de la información y los datos: más propiamente, deformación. No hay tiempo material para el análisis y la reflexión de los datos, por lo que desde las ciencias sociales se debe abogar por una crítica de la información para poder utilizar las ventajas que proporciona, con eficacia.

También se ha señalado el peligro de aislamiento del entorno inmediato que una persona puede sufrir por estar pendiente de las noticias de todo el mundo. Pero no parece demostrado que una persona normal, por estar informado de lo de fuera, no se preocupe por sus relaciones sociales. El aislamiento de una persona que está continuamente leyendo libros ya aparede en El Quijote. El problema no es conocer cosas de lugares lejanos, sino no saber ver en el entorno las similitudes y las diferencias.

Referencias

Artículos relacionados

Fuentes empleadas y notas


Otras fuentes de información