La Enciclopedia Libre Universal en Español dispone de una lista de distribución pública, enciclo@listas.us.es

Planetas del Sistema Solar

De la Enciclopedia Libre Universal en Español
Saltar a: navegación, buscar

Según la definición adoptada el 24 de agosto de 2006 por la Unión Astronómica Internacional, un planeta es un cuerpo celeste que cumple dos requisitos: tiene suficiente masa para que su gravedad supere las fuerzas del cuerpo rígido, de manera que asuma una forma en equilibrio hidrostático, es decir, prácticamente esférica; y que ha limpiado de planetesimales la vecindad de su órbita. Etimológicamente, el origen del término planeta proviene del latín que a su vez la tomó del griego planetai. Los astrónomos griegos observaron que ciertos objetos del cielo no permanecían fijos en su posición relativa respecto a los demás, sino que erraban aparentemente por el cielo entre el resto de estrellas, por lo que los llamaron asteres planetai que significaba astros errantes o vagabundos.

Planetas del Sistema Solar (las órbitas no se representan a escala real)

El Sistema Solar consta de ocho planetas: Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno. Junto a ellos hay también una serie de planetas enanos, que es el término creado en el año 2006 por la Unión Astronómica Internacional para definir a una nueva clase de cuerpos celestes que se encuadran entre los planetas y los cuerpos menores. La diferencia con los planetas es que no han limpiado la vecindad de su órbita de planetesimales. Como consecuencia más inmediata de esta resolución, Plutón perdió la condición de planeta y, junto con los anteriormente considerados asteroides Ceres, Eris, Makemake y Eumea, constituyen la lista actual de planetas enanos.

Los planetas se pueden clasificar según su estructura y su posición en el Sistema Solar. Hay cuatro planetas rocosos o terrestres, es decir, similares a la Tierra, que son Mercurio, Venus, la Tierra y Marte. Son de pequeño tamaño, sólidos y de superficie compacta, y de alta densidad. También son llamados planetas interiores. A continuación hay otros cuatro planetas denominados gigantes gaseosos o jovianos, es decir, similares a Júpiter, y son Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno. Sus características principales son sus grandes tamaños, que son esencialmente gaseosos al estar compuestos de hidrógeno y helio, y su baja densidad. También son llamados planetas exteriores.

Referencias


Otras fuentes de información

Notas