La Enciclopedia Libre Universal en Español dispone de una lista de distribución pública, enciclo@listas.us.es

Pintura romana

De la Enciclopedia Libre Universal en Español
Saltar a: navegación, buscar
Pintura mortuoria de El Fayum

La pintura de la antigüedad romana se conoce algo mejor que la pintura griega, ya que sí se han conservado restos, tanto en los mosaicos como la pintura mural de Pompeya y Herculano. Esta pintura se supone hecha por artistas griegos que continuarían la tradición helenística y copiarían algunas obras de arte. Destacan las ventanas a través de las cuales se ve Roma, la pintura mural, el gusto por lo narrativo y el afán individualizador del retrato.

El mosaico romano está muy difundido, pero sus temas proceden de la pintura. Están mejor conservados.

Estilos

Se reconocen cuatro estilos:

1) De incrustaciones: Se llama así porque imita la decoración de mármoles y placas de colores. Es el estilo más antiguo (siglos II adC. y I adC.), de la época republicana. Su ejemplo más característico es la casa del Fauno, en Pompeya.

2) Arquitectónico: Simula estructuras arquitectónicas que generan, a través de la perspectiva, una falsa sensación de profundidad junto a temas figurativos y bodegones. Se desarrolla entre los siglo I adC. al I ddC. Su ejemplo más característico es la Villa de los Misterios, en Pompeya.

3) Ornamental o de candelabros: Usa como elementos decorativos arquitecturas fantásticas, guirnaldas y amorcillos. Se caracteriza por poner los elementos arquitectónicos en primer plano, subrayando el muro y haciendo un efecto de ventana. Se dio en la primera mitad del siglo I. Su ejemplo más característico es la casa de los Vettii, en Pompeya.

4) Ilusionista: Es una mezcla de los anteriores en el que se introducen paisajes imaginarios, formas arquitectónicas fantásticas y escenas mitológicas. Fue dominante en la segunda mitad del siglo I. Su ejemplo más característico es la Domus Aurea de Nerón, en Roma.

Pintura mortuoria de El Fayum, representando a un sacerdote de Serapis

Las obras más representativas son Casa de Livia y Casa de los Misterios (estilo segundo), Casa de Los Vettii (tercer estilo) y las mejores, las pinturas de la Domus Aurea de Nerón, en Roma.

El retrato

Los mejores ejemplos de retratos se encuentran en la necrópolis de El Fayum (Egipto). Son retratos pertenecientes al siglo II, en su mayoría. Allí, desde la época helenística, persistía la costumbre de momificar a los muertos; pero en los sarcófagos, en lugar del tradicional relieve pintado, se colocan retratos del difunto. Estos retratos, pues, derivan directamente de la tradición de la pintura helenista. La sequedad del clima ha permitido la conservación de unas tablas pintadas con la técnica de la encáustica o con cera de abeja. Estos retratos representan, muy a menudo, a personas jóvenes. En muchos casos se ha comprobado que más jóvenes que los difuntos, por lo que debían ser retratos que el fallecido se había hecho en vida. La pintura sería un elemento habitual de la decoración de la vivienda.

Referencias

Artículos relacionados


Otras fuentes de información

Notas