La Enciclopedia Libre Universal en Español dispone de una lista de distribución pública, enciclo@listas.us.es

Homo habilis

De la Enciclopedia Libre Universal en Español
Saltar a: navegación, buscar

El primer Homo que se ha encontrado es el Homo habilis. Se observa como dato importante un enorme incremento en su tamaño cerebral, que se ha calculado entre 650 cm3 hasta 800 cm3, en un cráneo aplastado llamado 1470, encontrado en Koobi Fora.

Los restos se han hallado en Kenia, en la localidad de Koobi Fora y en Tanzania, en la conocida Garganta de Olduvai.

El incremento del cerebro mencionado anteriormente, fue calculado alrededor de 44%. Este incremento es significativo porque el tamaño del cuerpo no tuvo grandes cambios lo que representa un desarrollo enorme para el cerebro en relación al cuerpo. Tomando huellas craneanas se pudo observar que la expansión del cerebro no fue uniforme. Se desarrolló el lóbulo frontal del área de Broca y se redondeó notablemente el lóbulo parietal inferior, como comenta Eccles. Estos abultamientos, corresponde al área del lenguaje de Wernicke. Otro desarrollo importante corresponde al lóbulo parietal superior. Este incremento del área del habla podría indicar su uso.

Analizando algunos de los huesos de las extremidades recuperados se puede reconocer que se trata de una especie con un aspecto mucho más humano. La cabeza del fémur es mucho más grande y de forma más corta y redondeada. También la pelvis tiene un aspecto mucho más moderno. Su altura era similar al Australopithecus africanus, de unos 1,3 m., así como su peso, calculado en 40 kg. aproximadamente. En el cráneo se presentan las diferencias más notables. Su rostro es menos prominente. Su aparato dental era mucho más refinado. Los molares aún son grandes y con una gruesa capa de esmalte pero son más estrechos que los del africanus. Los incisivos son más grandes y con una forma característica, llamados espadiformes, con la función de cortar. Los cambios observados en este aparato dental se pueden deber a un cambio en su alimentación. No obstante se ha analizado el microdesgaste y se pudo comprobar que su dieta sería fundamentalmente frugívora pero muy diversificada.

Su nombre significa "hombre habilidoso" y hace referencia al hallazgo de instrumentos líticos confeccionados por éste. Se han realizado estudios detallados de los restos óseos de sus manos para verificar si realmente sería posible que este homo los hubiera realizado. Napier concluyó que era capaz de prensión de agarre para realizar manipulaciones necesarias en la fabricación de utensilios de piedra.

No hay dudas que su andar era erguido, así lo atestiguan los rasgos de su pelvis, columna, miembros y foramen magnun. Podemos concluir que tanto los huesos de las manos como de las piernas estaban más próximo a los seres humanos modernos que a los antropomorfos.

El Homo habilis se originó posiblemente a partir de la radiación sufrida por el Australopithecus africanus hace unos 2,5 millones de años, persistiendo hasta hace 1,6 millones.

Las principales características de su cráneo son las siguientes:

  • Cráneo más redondeado.
  • Incisivos espadiformes.
  • Molares grandes y con esmalte grueso.
  • Ausencia de diastema.
  • Foramen magnun ubicado más hacia el centro.
  • Rostro menos prognato que los australopitecinos.
  • Incisivos más grandes que los australopitecinos.
  • Cara corta.